“Vendedor”. La profesión de profesiones.

No sé a ti, pero dedicarme a la venta es lo mejor que me ha pasado.

Puede que hayas estudiado para otra cosa, como yo, o puede que no, lo importante es que como vendedores profesionales que somos, tengamos claro por qué estamos en la “profesión de profesiones”.

Todo el mundo necesita vender, desde un alto ejecutivo hasta el dueño de un modesto local. Tanto la propuesta de valor del ejecutivo como la necesidad de conseguir clientes del modesto local, necesitan de estrategias para que sus productos y servicios, lleguen a las manos de sus clientes.

Por qué aún así, la profesión de vendedor todavía no está valorada lo suficiente.

Cualquier carrera universitaria tiene un valor percibido en el mercado y es muy valiosa, pero la profesión de vendedor no tiene igual. Lo paradójico es que las personas creen que vender es como “lo más bajo”. Nada más lejos de la realidad, es un error brutal.

Vender significa entender la psicología humana. Otras profesiones (excepto psicología y similares claro está) son simples conocimientos y procedimientos para entender un problema y resolverlo.

De hecho, muchas personas no se dedican al área de ventas, no porque lo consideren menos, sino por miedo a convencer al cliente. Y si tú mi querido colega estás en este mundo, mis más sinceros respetos y admiraciones.

En cambio, entender la mente y el comportamiento humanos y traducirlo en estrategias y más aún ser el portador de éstas cara a cara con un potencial cliente es de lo más complicado que existe y eso no es para cualquiera, pero SÍ PARA NOSOTROS.

No sólo tenemos la habilidad para entender qué cosa mueve a nuestros potenciales clientes, también tenemos el valor. Simplemente mírate, ¡ya estás haciendo! lo que a otros aterra.

Cuando entiendes la mente, los deseos y lo que quieren tus prospectos, y aplicas las técnicas adecuadas eres capaz de multiplicar su deseo de compra, cosa que un médico, un programador, un ingeniero, un funcionario, incluso un político vendiendo su propuesta de gobierno no pueden hacer por sí solos. Ellos te necesitan más a ti, que nosotros a ellos.

Es más, si adaptas tu entrenamiento y conocimiento de ventas y psicología a tu vida personal, podrás vender tu imagen, tu carisma, tus ideas…

La aplicación de las estrategias de ventas no tiene límite.

¡Qué sería de este mundo sin vendedores!

Pues eso…

Nuestra profesión como vendedores es necesaria para cualquiera.

  • Que por ignorancia no sea valorada como se debe, es otra cosa.
  • Que algunas empresas utilicen técnicas de presión o poco éticas, eso no es culpa nuestra. Es su problema!

Lo importante es lo que las ventas son, y no lo que la gente cree que son.

Y por supuesto, no es culpa nuestra ni me interesa lo más mínimo que hayan personas que piensan que “vender” es una bajeza.

Buenas ventas


¿Quieres saber cómo pasé de odiar la profesión, a reconciliarme con ella?

Descarga aquí mi ebook gratuito

 

Si te gustó ¡Compártelo!

2 comentarios en ““Vendedor”. La profesión de profesiones.”

  1. Hola Antonio! Mi nombre es Fernando y te escribo desde Argentina. Trabajo como vendedor hace 3 años en 2 Clics (software para inmobiliarias). Nunca había vendido antes, cuando comencé me di cuenta con el tiempo que me apasiona! El vendedor no tiene limites y eso solo los que estamos en esta profesión lo entendemos. Este año me animé a crear un blog sobre ventas para ayudar a otros vendedores, recuerdo que cuando empece a vender leí artículos tuyos como también de otros blogs colegas, que sirvieron mucho para crecer en este camino.
    Te dejo el enlace de mi web para conocerla y acepto comentarios y sugerencias!
    http://vendermejor.com/

    Saludos y vamos por más objetivos cumplidos!
    Éxitos.

Deja un comentario